RITA

A Silvina Trouilh le gusta lo casero, por eso no es casual que haya llegado a la cocina para ayudar a un amigo que alquilaba un cuarto en su casa. Después de un paso por el Faena, que la entrenó en pastelería y producción, abrió con Santiago Leone el primer restaurante en el boulevard pegado al Parque Lezama que todavía funciona con éxito: Caseros. Una década y media después, toda esa experiencia volvió a encontrar un lugar. Esta vez entre Chacarita y Colegiales, en la esquina de Olleros y Fraga, en el mismo local donde antes funcionaba Masamadre. «Tenía ganas de hacer algo al mediodía y comencé a buscar locales en el Microcentro. Después me di cuenta de que soy más de barrio y que mi estilo tiene que ver con una cocina más tranquila, con tiempo para hacerla y tiempo para comerla».

«Rita es mi perra», aclara Silvina, porque mucha gente pregunta si es por Chaca-rita. El restaurante gira en torno al menú del día listado en cartas de restaurantes y servido sobre individuales de cuero o manteles de cuero para mesa, armado con entrada, principal, bebida y postre o café ($ 170), que puede ser, por ejemplo, un minestrone, un bife de chorizo con ensalada y una jarra de agua con limón y jengibre. Para comer a la carta hay sopas, ensaladas y un buen ceviche con pesca fresca. Entre los principales, la bondiola con hinojos y remolachas braseadas ($ 160) o los raviolones de langostinos ($160) son excelentes opciones para el invierno.Desde comida judía callejera hasta platos cocinados en horno de barro, nuevos espacios y propuestas a cargo de jóvenes cabezas de la gastronomía local.

Silvina tiene buena mano para la pastelería y eso encontró una respuesta rápida en el público del barrio; por eso, desayunos y meriendas encuentran a Rita con el salón casi lleno. Siempre hay tres tortas del día, que pueden ser de chocolate, de limón y una opción sin gluten. También hay buenos sándwiches para comer en cualquier momento o llevar puestos, como el de lomito, brie y cebolla caramelizada ($ 95). Rita no descansa y, además de abrir en agosto, viernes y sábado a la noche funcionará allí también una rotisería -con despacho independiente- donde podrán comprarse platos para llevar. Cocina casera, sabrosa, real y de barrio con productos de primera.

Olleros 3891, Chacarita.

4554-4555.

Lunes a viernes, de 9 a 19; viernes y sábado, de 20 al cierre.

Facebook: Rita Restaurante